Victoria Montenegro: "Mi apropiador era jefe de inteligencia del Ejército"

La legisladora hija de desaparecidos relató cómo llegó a la verdad sobre su identidad.

La nieta recuperada y legisladora porteña Victoria Montenegro es una de las referentes de la lucha por los derechos humanos en el escenario político argentino.

En una entrevista con Agustina Kämpfer para Algo que contar, la diputada del Frente de Todos relató cómo se enteró que era hija de detenidos desaparecidos y qué atravesó hasta recuperar su identidad.

El primer indicio, contó Victoria, fue en 1997 cuando se enteró de que sus padres no eran los biológicos. Tres años después, un banco genético se lo confirmó.

"Tengo muy grabado ese día. Era agosto, hacía mucho frío. Fue uno de los días más tristes de mi vida. Era la confirmación de que yo tenía en mi sangre todo lo que yo había odiado toda mi vida: por un lado, la condena a mi papá y por otro la confirmación de lo que sentía, la sensación de tener la sangre sucia", recordó.

A continuación, señaló cómo su historia le fue contada siempre desde la mentira, y cuanto le costó aceptar la verdad sobre su origen. "Siempre tuve la sensación de que nací a la madrugada. Mis apropiadores me dijeron que nací en medio de un desfile del Ejército, pero algo no me cerraba".

Y agregó: "Cuando me dan el resultado del banco genético, yo no creía nada y pregunté la hora de mi nacimiento. Y me dijeron no tengo el horario pero tu familia dice que naciste a la madrugada. Eso, para mi, fue la prueba de que era cierto".

Crecer sin identidad

Consultada por su infancia y ámbito familiar, Victoria comentó que su apropiador era jefe de inteligencia del Ejército y de un centro clandestino. A eso sumó que era común que le prohibieran "escuchar determinado tipo de música" o "usar ropa roja".

"Yo crecí en un hogar donde estaba muy naturalizada la violencia y el maltrato. De mi apropiador a mi apropiadora, y de él hacia mí. Sacarte un 8, que era una 'mala nota', te podía dejar en cama una semana", resumió.

Siguiendo esa línea, detalló cómo sus apropiadores le enseñaron a odiar a su familia verdadera y su lucha política.

"No sería honesta con los nietos que buscamos si no puedo decir lo que uno siente cuando está de ese lado. Yo sentía que me habían salvado de ser Victoria", aseveró.

Podés ver Algo que contar con Agustina Kampfer de lunes a viernes a las 23.30 por la pantalla de IP.

Ver más
Ver más